El currículum social

¿Currículum vitae, sí?, ¿currículum vitae, no?, ¿ya no se utiliza? ¿El currículum ha muerto? ¿Cuántas páginas ha de tener?, ¿qué apartados son recomendables?, ¿incluyo la edad?, ¿y el sexo?, ¿pongo foto? Éstas y otras dudas nos asaltan cada vez que nos ponemos delante del folio en blanco o, mucho peor, cuando echamos mano de una de esas miles de plantillas y nos disponemos a “confeccionar” una de nuestras herramientas de presentación, como es la tradicional hoja de vida.

Un inciso para recordar que, el currículum sólo tendrá pleno sentido, sólo mostrará una información “completa”, si surge como producto de un proceso de reflexión en el que, al menos, habremos de haber pasado por las fases de introspección y proyección, para, finalmente y, dentro de lo que podríamos denominar plan de comunicación/visibilidad (estrategia), y junto a otras herramientas (¿se te ocurren cuáles?), devenir en una opción más, a la hora de comunicar nuestra propuesta de valor (eso sí, adaptada a cada cliente). El proceso, como habrás podido imaginar, va de dentro a fuera, va de (re)descubrirnos, de “sacar brillo” a aquellos atributos que nos hacen singulares para, una vez “pulidos”, ponerlos a disposición de lxs demás, comunicarlos. O, tal y como dice Richard N. Bolles (“De qué color es tu paracaídas?”), “consiste en hacer mucho trabajo sobre ti mismx antes de salir a la calle. El objetivo es entender mejor quién eres, lo que puedes ofrecer al mercado laboral, el tipo de trabajo que se ajustaría a tu perfil y qué sentido quieres darle a tu vida” (para reflexionar, ¿no os parece?).

Sigue leyendo

Si se ponen los medios, los resultados llegan

Ya va casi para dos años, ¡cómo pasa el tiempo!, que reflexionaba en este mismo espacio y concretaba “la transformación digital afecta a cómo trabajamos, a cómo y dónde aprendemos pero, sobre todo, a nuestra manera de comunicarnos, ya que requiere del manejo  de nuevas herramientas y de nuevos lenguajes. Lo global y lo local pugnan en importancia, los entornos laborales comienzan a estar hiperconectados, las distancias se atenúan, y los retos, pero también las oportunidades, a las que nos hemos de enfrentar organizaciones y profesionales, están creciendo cada día. Y para hacernos con estas últimas, hemos de echar mano de nuestro bagaje de competencias, también las digitales, de nuestra capacidad de aprender y reaprender, y “desaprender” (sustituir estrategias “viejas” por otras más actuales, flexibles y adaptativas) y volver a aprender pero, sobre todo, de aprender a aprender. Lo digital se convierte en un fin pero, sobre todo, en un medio para adquirir y adaptar el conocimiento, y para que éste también llegue a todos/as, jóvenes, adultos y, también,  a los más vulnerables. Tal y como dice George Siemens “nuestra habilidad para aprender lo que necesitamos mañana, es más importante que lo que sabemos hoy. Cuando el conocimiento se necesita, pero no es conocido, la habilidad de conectarse con fuentes que corresponden a lo que se requiere es una habilidad vital. A medida que el conocimiento crece y evoluciona, el acceso a lo que se necesita es más importante que lo que el aprendiz posee actualmente”; todo ello con motivo de la puesta en marcha del proyecto Empleando Digital (Fundación Secretariado Gitano -FSG- y Cruz Roja), un proyecto encaminado, básicamente, en tres direcciones íntimamente relacionadas: mejorar las competencias digitales de las personas con las que trabajamos, “revisión” y mejora de nuestra metodología (de lo analógico a lo digital) y adecuación/desarrollo de las competencias digitales de lxs Técnicos de Empleo.

Sigue leyendo

Empleo y discriminación

Ella, la voy a llamar Rebeca, pero bien podría ser Patricia, Cristina, Alba, Rocío, Natalia, Esperanza, Amparo, Abigail, Carmen, Rosario…, pasó un buen día por nuestro programa de empleo, Acceder (Fundación Secretariado Gitano), con una mochila llena de ilusión, de ganas, de energía…, también de miedos, frustraciones, fracasos, carencias…, pero con una idea clara “quiero trabajar”. Sus ojos, a pesar de su situación –en muchas ocasiones no somos conscientes de las situaciones tan complejas, mucho más allá del empleo, que “envuelven” a muchas de las personas que se acercan a los programas de empleo- desprendían fuerza y energía, a pesar de sus circunstancias.

Tras las presentaciones pertinentes, tanto del equipo como del programa, pasamos a trabajar en su proyecto profesional. No existiendo barreras ni condicionantes de peso, que “desaconsejasen” una intervención exclusiva más allá del empleo, comenzamos por desvelar algunas de las variables con mayor peso a la hora de “conocernos”,  de elegir dirección, y de preparar una estrategia (y un plan) que nos encamine de donde estamos a donde queremos estar (introspección, proyección y estrategia podrían ser, a grandes trazos, las tres patas de nuestro “taburete” profesional o, en palabras de Reme Arjona: “¿qué tengo?”, ¿hacia dónde voy?”, “¿cómo llego?”, o “¿quién soy?”, ”mi trabajo ideal” y “mi estrategia” en La Era de los Valientes).

Sigue leyendo

Orientación a lo largo de la vida

Acompañar, ayudar, guiar, facilitar, empoderar… a las personas, a que descubran y potencien sus fortalezas -también sus áreas de mejora-, desvelen sus intereses y motivaciones, pongan nombre a su para qué, afloren sus valores… pero, sobre todo, a que “armen” su proyecto profesional/personal –cada vez más plagado de curvas, cada vez menos predecible-, lo pongan en valor y, cómo no, lo encaminen a un fin –si está próximo a uno común, mejor que mejor-…, parece un cometido encomiable para aquellas personas que nos dedicamos a la orientación. Un cometido, donde la persona atendida es la verdadera protagonista, la que ha de ser capaz, con apoyos puntuales, de transformar –si es preciso- su realidad, de tomar decisiones y emprender actuaciones encaminadas a los objetivos marcados…,  en definitiva, de dar forma, con el mayor grado de autonomía posible,  a su proyecto profesional/vital.

Sigue leyendo

El aprendizaje no es una opción: formas colaborativas de construcción del conocimiento

Finalizaba el post: ¿Digitalmente competentes: laboralmente válidos?, con esta reflexión: el desafío para nuestro desarrollo profesional ya no está tanto en los conocimientos que tenemos, que vamos almacenando con la experiencia, sino en nuestra capacidad de aprendizaje continuo, de adaptarnos a las necesidades que nos vayan surgiendo, de autogestionarnos,  y en el poder aprender de y con otrxs, en red. Si tratamos de vincularlo al concepto de empleabilidad, entendida ésta como responsabilidad compartida, el aprendizaje autónomo, el aprender a aprender y las competencias digitales, acompañadas de una actitud de mejora y crecimiento constante, entre otras muchas variables a tener en cuenta, asoman  muy ligadas  a nuestro desarrollo profesional, competencial y a la propia empleabilidad.. En este contexto, los EPA/PLE (Entorno Personal de Aprendizaje/Personal Learning Environment), se muestran como una estrategia (enfoque/actitud) más –nada despreciable- para dar soporte a esa mejora profesional (más concretamente a dos de las competencias clave recogidas en “Recomendación del Parlamento Europeo y del Consejo”: 4. Competencia Digital y 5. Aprender a aprender). ¿El talento por sí solo garantiza la empleabilidad?, ¿podemos permitirnos no estar en aprendizaje permanente?, ¿si no te reciclas, “desaparecerás”?, ¿la formación continua es exclusivamente para ciertas edades y ciertas posiciones?, ¿y si el mantener una actitud de aprendizaje constante sirviese de “vacuna” frente a la incertidumbre que nos rodea?, ¿de quién es la responsabilidad de nuestra formación?…

Sigue leyendo

¡QUÉ VIENE EL COCO!

Entiéndase “Coco” aquí como todo aquello que tiene que ver con las nuevas tecnologías, innovación, transformación digital, disrupción digital…, con todas esas predicciones que inundan la Red, y las conversaciones de máquina de café y en las que, como no podía ser de otra manera, como algo enraizado en nuestra cultura, todo el mundo –al igual que en el fútbol- se atreve a dar su propia alineación, se aventura a realizar sus vaticinios sobre “lo que está por venir” (si es que no está ya aquí. Ya sabes, “si te mueves o, mejor dicho, si no te mueves, te quedas fuera de la foto”). Para muestra “un botón” (imagen de lo que ocurre en internet en un minuto, fuente: Lori Lewis –@lorilewis-, vicepresidenta de Modern Luxury, y Chadd Callahan -@OfficiallyChadd- , experto en rrss).

internet-en-un-minuto-

Sigue leyendo

Sin Valor…no hay Paraíso

Ya está! Estás cansadx de buscar empleo de la manera tradicional, es decir, te has dado cuenta de que, además de inscribirte en un montón de webs de empleo, de contarle a tus familiares y amigxs que quieres trabajar o cambiar de empleo,  y de patearte la ciudad –y más allá-, vas a hacer algo más. Te has decidido, vas a “coger las riendas” y salir a provocar, sí a generar oportunidades, vas a pasar a la caza, te vas a apuntar al tren de la proactividad. Ya no quieres esperar más. Lo tienes claro, vas a trabajar, a poner toda tu energía, en esa parte de la ecuación sobre la que tienes más control: el proceso. Trabajarás en tu autoconocimiento, descubrirás quién eres, qué te gusta y motiva, qué sabes hacer, cuáles son tus intereses, qué valores te acompañan, para qué quieres trabajar, en qué entornos –alineados contigo- te sientes “como pez en el agua”-… Además, repasarás quién(es) te acompañan, quién(es) te puede(n) ayudar a alcanzar ese objetivo(s) que te has marcado. Abundarás en tus emociones, en cómo vives lo que vives, en qué tareas o actividades te hacen moverte, en cómo las afrontas, en descubrir aquello con lo que se te pasan las horas… Y, tratarás de que todo lo anterior, “cobre forma” en torno a tres cuestiones clave. Veámoslas…

Sigue leyendo

Competencias Transversales, certezas e incertidumbres

He tenido la suerte de asistir, al igual que en años anteriores, al Foro de Empleo –Empleo Gune, organizado por el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz y por el Campus de Álava de la UPV/EHU; un foro que se muestra como punto de encuentro, fundamentalmente, entre estudiantes, personas que buscan empleo -¿alguien no lo busca?-, entidades públicas, empresas y profesionales de la Orientación Laboral. Vamos, la mayoría de las figuras, de uno y otro lado, interesadas en propuestas de empleo, formación y desarrollo profesional. En mi caso, he participado en un taller que, bajo el título “Competencias transversales. Identificación, fomento y desarrollo”, ha reunido a unos cuarenta profesionales de la orientación, tanto Educativa como Laboral, bajo la batuta de Mikel Belascoain. Os dejo más información aquí.

Título atrayente, entorno fabuloso, además, con sol –algo poco frecuente por estos lares-. Esto, unido a la importancia de las competencias -tenemos competencias “hasta en la sopa”- (gestión por competencias, selección por competencias, “sacar brillo” a tus competencias…),  pues oye, nunca viene mal dejarte aquello que crees saber en casa, y tratar de aprovechar para, desde otras perspectivas, generar ideas comunes a fin de poder aportar valor a aquellas personas que atiendes, amén de sacudir, aunque sea un poco, tus raíces de “certeza”.

Sigue leyendo

¿Te animas a trabajar tu posicionamiento?

Decir que el mundo laboral está en continuo cambio, aunque obvio, merece la pena ser resaltado (más que nada porque, algunxs, se niegan a  aceptarlo o, simplemente, miran hacia otro lado). Junto a esto, la transformación digital, innovación…, en definitiva, la cuarta revolución industrial, según el foro de Davos, dará al traste, en los próximos años, con 7 millones de empleos. Así mismo, el tradicional paradigma de “la empresa grande se come a la pequeña” va dejando paso a la vigencia de la rapidez,  de la “agilidad” como “valor” al alza, tanto en la adaptación a un mercado en constante cambio, como a la toma de decisiones pertinente del “nuevo” enfoque por proyectos. Evidentemente y, frente a las visiones más “apocalípticas”, los “nuevos tiempos” también traerán nuevas oportunidades para las que, como no podía ser de otra manera y al margen de los sentimientos que a cada unx le generen los avances tecnológicos, hay que estar suficientemente preparadxs (aquí un ejemplo de algunas ocupaciones que, si no desaparecen, al menos habrán de reinventarse).. Globalización, polarización, digitalización, desigualdad… son claves de una mercado laboral que, nos guste o no, ya está aquí. Y, para quedarse. De todas las maneras, cuando se pregunta a las personas sobre su opinión en cuanto a las consecuencias de los cambios tecnológicos en el trabajo, este estudio arroja, mayoritariamente,  visiones positivas o muy positivas. ¿Estarán en lo cierto? El tiempo lo dirá…

Sigue leyendo

La Orientación Laboral bajo la lupa

Ahora que el gobierno ha preparado un Plan de choque por el empleo joven 2019-2021 que, como es evidente busca la reducción del desempleo juvenil -donde nos movemos en cifras muy por encima de la media europea (33% en el tercer trimestre de 2018)-, y que se va a estructurar en torno a 6 ejes (orientación, formación, oportunidades de empleo, igualdad de oportunidades, emprendimiento y mejora del marco institucional) y 50 medidas, entre las que se encuentran la creación de una red de 3.000 orientadorxs en los servicios públicos de empleo. Podéis ver un resumen a través de este vídeo de Antena 3. Como digo, con la creación de este plan y, sin entrar en demasiadas consideraciones sobre los resultados que pueden lograrse con este tipo de intervenciones puntuales, que no “empapan” todas las estructuras sociales, que no trascienden de manera transversal para atajar el problema desde distintos frentes, quiero volver a poner el acento sobre un/a profesional, muchas veces discutido, otras, ignorado y, las mas -sobre todo cuando el aspecto pecuniario cobra protagonismo- “sacrificado” dentro de los distintos programas, que para mí -algunxs pensarán que qué voy a decir yo- ejerce un papel clave -junto a otrxs, por supuesto-  dentro de cualquier proyecto que quiera encaminarse a la incorporación de las personas desempleadas al mercado laboral. Me atrevería a decir que esto es tanto más así cuanto mayor tiempo lleva la persona en desempleo. Aunque, el mercado laboral actual se caracteriza porque las TICs, la TransformaciónDigital, la digitalización… afectan por primera vez a todo el mundo, también a los “trabajadores de cuello blanco”, por lo que quién es la primera persona (profesional) que se atreve a afirmar que no precisará la ayuda que le pueda facilitar un/a profesional de la orientación.

Sigue leyendo