COMPETENCIAS: BASE EN EL MERCADO LABORAL

         En un mercado laboral cada vez más exigente -en el que parece una obviedad continuar hablando de dificultades económicas-, también los procesos de selección de candidatos se han vuelto cada vez más arduos. No son pocos los recién titulados, y aquellos que se encuentran en desempleo (reconduciendo, o no, su camino laboral), los que se asoman al mundo del trabajo y se topan con la pertinencia de contar con una serie de competencias, por otra parte cada vez más demandadas en los distintos entornos laborales y organizaciones. En este sentido, el enfoque basado en las competencias ha sido adoptado por la mayoría de las empresas ya que, entre otros aspectos, facilita la gestión de los recursos humanos, centrándose en lo que cada uno/a de nosotros sabe hacer, y realmente hace, ayudando a definir mejor cada puesto y sus funciones, logrando un mayor ajuste empleado-puesto, incrementando la motivación,…

Desde la Fundación Bill y Melinda Gates están haciendo un esfuerzo por alentar a las empresas a que contraten a sus empleados basándose en sus competencias y habilidades, y no en si tienen o no tienen una titulación oficial.

Ya no sólo la titulación universitaria -que también- garantiza el superar un determinado proceso de selección sino que, la clave parece residir en contar con una serie de competencias (en función de la labor a desempeñar) -lo que permite la entrada a multitud de jóvenes, y no tan jóvenes, que se han formado de manera autodidacta- que tendrán que definirse y potenciarse vía programas de desarrollo, a fin de poder salvar el proceso de selección -dónde habrán de ser tenidas en cuenta, a la par que la titulación-,  al objeto de  garantizar un desempeño “adecuado”en el futuro puesto de trabajo, acorde a las demandas de la entidad. (Como dato curioso: Bill Gates, Mark Zuckerberg, Steve Jobs,…, fundaron grandes empresas, sin haber concluido sus estudios universitarios, fraguando su éxito en competencias y habilidades que, en ocasiones, no se llegan a conocer, sobre todo, en aquellos procesos de selección en los que, para acceder, asoma como imprescindible el contar con tal o cual titulación). Para Luis Lombardero (@Luis Lombardero) director de LIDlearning,  las competencias “son el conjunto de conocimientos, habilidades y actitudes que se necesitan para trabajar en un momento determinado”. Profundicemos un poco más en el tema.

¿Cómo podríamos realmente definir las competencias?

La definición del término, en función del autor al que se consulte, varía de manera, a veces, considerable. Dónde sí que parece existir acuerdo es en que la competencia comporta una serie de conocimientos, procedimientos, actitudes y capacidades, que interactúan entre sí, amén de ser personales, y que capacitan al individuo a actuar de una manera determinada (eficaz y eficiente) en determinadas situaciones profesionales. Entre las  diferentes definiciones, para el concepto de competencia laboral, a mi modo ver, podríamos quedarnos fundamentalmente con dos:

  • “característica subyacente en una persona, que está relacionada de manera causal con un desempeño bueno o excelente en un puesto de trabajo concreto y en una organización concreta” (Boyatzis, 1982).
  • “conjunto de comportamientos observables que están causalmente relacionados con un desempeño bueno o excelente en un trabajo concreto y en una organización concreta” (Pereda y Berrocal, 1999).

La segunda definición, aunque a primera vista muy similar a la de Boyatzis, introduce, según mi opinión, un matiz muy significativo al hablar de comportamientos observables que permiten llevar a cabo con éxito la actividad laboral.

Componentes Competencias

Fuente: pixabay.com

Componentes de las competencias

  • Saber: conjunto de conocimientos.
  • Saber hacer:  habilidades y destrezas. No es suficiente con los conocimientos, hay que saber aplicarlos en situaciones reales de desempeño.
  • Saber estar: saber adaptarse a las normas y reglas de nuestra entidad, y de nuestro grupo de trabajo, en particular.
  • Querer hacer: ligado a aspectos motivacionales; debemos querer llevar a cabo los comportamientos vinculados a una determinada competencia.
  • Poder hacer: los medios y recursos necesarios, han de estar disponibles.

Tipos de competencias

  • Genéricas: también conocidas como estratégicas, suelen estar presentes en todos los empleos de la entidad. Están muy ligadas a valores, misión, visión…, de la organización.
  • Específicas: cada nivel de desempeño, cada puesto en concreto, requerirá una serie de competencias en función de sus objetivos, funciones, responsabilidades, contexto…,  suelen estar relacionadas de forma específica con un puesto o una tipología concreta de puestos de trabajo. Algunos ejemplos son dominio de idiomas, conocimientos técnicos o funcionales en distintas materias, dominio de técnicas de trabajo, etc.

Si nos salimos de un determinado ámbito laboral o de una empresa u organización concreta, podríamos tener en cuenta una tercera tipología de competencias, las competencias básicas, más vinculadas a conocimientos y habilidades genéricas, interiorizadas a lo largo de nuestra educación, y que permiten “vivir” en sociedad. Aquí cabría citar aquellas vinculadas al lenguaje, la comunicación, resolución de problemas…; y, rizando un poco más el rizo, se puede contemplar un cuarto concepto -muy vinculado al ámbito de lo laboral y, por tanto a los dos primeros,- que no es otro que el de competencia transversal, entendida como aquel tipo de comportamiento laboral propio de desempeños en diferentes sectores, es decir, son competencias comunes a la mayoría de profesiones -muy ligadas al nivel de empleabilidad porque tienen que ver con el desempeño competente en el mundo laboral cambiante en el que estamos inmersos- y que tienen una relación muy estrecha con las nuevas tecnologías, la interacción con personas, la negociación…, (Core Behaviors en E.E.U.U, Generic Units en U.K. y Cross Industry Standars en Australia). En definitiva, la competencia laboral ha de entenderse como una combinación de las competencias básicas -ligadas al sistema educativo y a la vida en sociedad- + las competencias transversales -propias de las necesidades comunes del mundo laboral actual- + competencias específicas (genéricas y específicas) -propias de una organización concreta y de un puesto de trabajo determinado.

Características de las competencias

  • Son cualidades profesionales. Están relacionadas con las funciones del puesto de trabajo.
  • Se manifiestan en conductas, comportamientos observables. Lo que dota de objetividad, amén de facilitar, su evaluación.
  • Deben estar relacionadas con un rendimiento de éxito en el negocio y en su estrategia.
  • Tienen que estar claramente definidas, a través de un lenguaje que de ser entendido por todo el mundo.
  • Pueden codificarse, a través de la observación, verificación y registro de conductas concretas.
  • Son dinámicas, es decir, han de ser modificadas a medida que se producen evoluciones en los puestos de trabajo, en el mercado, en la empresa,…

Como ya he mencionado con anterioridad, me decanto por el concepto de competencia expresado como conjunto de comportamientos observables…; tanto es así que, dentro de las organizaciones, todas las competencias se consideran necesarias aunque, algunas, cobran mayor importancia que otras. A fin de facilitar la comprensión del concepto, echemos una mirada a una en particular, y al conjunto de comportamientos directamente observables que, si los estructurásemos en distintos niveles, nos permitirían determinar el nivel en el que la competencia está o no desarrollada.

Competencia: Comunicación: capacidad de expresar e interpretar ideas o conceptos de manera clara e inteligible frente a cualquier tipo de interlocutor, independientemente del medio y de la complejidad del tema.

Dimensiones (Conductas Observables)

  • Se comunica sin ruidos evidentes con otras personas tanto en forma oral como escrita.
  • Maneja hábilmente la comunicación oral y escrita.
  • Maneja o logra manejar reuniones o situaciones de conflicto.
  • Se le reconoce como interlocutor válido. Se reconoce su habilidad para manejar distintas situaciones.
  • Se le reconoce su habilidad para exponer en el momento adecuado y de la manera adecuada.

Evaluación

Evaluar o valorar una competencia (aunque no son sinónimos, el cometido de la presente entrada no pasa por discernir entre ambos) tiene que ver con establecer el estado de una competencia en un individuo, a la par que se genera valor (reconocimiento) en lo que las personas aprenden. Como se puede deducir de lo anterior, la idea pasa por determinar en qué grado alguien posee y domina una determinada competencia. Una vez definidos los comportamientos, se evalúa si esa persona lleva a cabo esas conductas y, en su caso, se desarrollarán aquellos que la persona (trabajador) no sabe llevar a cabo. En este sentido, un trabajador competente se entendería como:

  • Experto: altos niveles de eficacia y eficiencia en su desempeño
  • Polivalente: amplía sus actividades a otras profesiones distintas a la suya.
  • Multivalente: amplía sus actividades a otras distintas de las que habitualmente lleva a cabo, pero vinculadas a su profesión.

En relación a las competencias demandadas en el mercado laboral actual, y tomando como referencia el libro publicado por la Universidad de Salamanca Cómo ser competente. Competencias Profesionales demandadas en el mercado laboral cabe destacar las siguientes:

  • Conciencia de uno/a mismo/a
  • Análisis, síntesis y crítica
  • Organización y planificación
  • Habilidades de comunicación
  • Responsabilidad y perseverancia
  • Toma de decisiones
  • Orientación al cliente
  • Trabajo en equipo y cooperación
  • Capacidad de aprendizaje y adaptación
  • Flexibilidad y orientación al cambio
  • Motivación por el logro
  • Compromiso con la Organización
  • Capacidad para trabajar bajo presión
  • Resolución de conflictos y técnicas de negociación
  • Búsqueda de la excelencia
  • Innovación
  • Emprendimiento
  • Liderazgo
#competencias laborales

Fuente: Google Images

Recopilando, recopilando…

  • Se entiende el concepto competencia como el conjunto de comportamientos observables que se relacionan, de manera causal, con un desempeño bueno (o excelente) en un trabajo determinado y en una empresa determinada.
  • Los elementos que componen una competencia son: conocimientos (saber), habilidades (saber hacer), normas (saber estar), recursos (poder hacer) y actitudes (querer hacer).
  • Sus características más importantes son: ser cualidades profesionales, se manifiestan en forma de conductas observables, están relacionadas con un rendimiento bueno (de éxito), se pueden definir de manera precisa, son codificables y, por último, son dinámicas.
  • En cuanto a los tipos, y dentro de una entidad determinada, podemos hablar de genéricas y específicas.
  • Han de adecuarse a la realidad de la empresa y de los distintos puestos, deben ser identificables (conocidas) por todos los trabajadores, han de poder expresarse en un lenguaje accesible por todos, y han de ser operativas.
  • A la hora de definirlas, en el seno de las distintas organizaciones, se ha de pasar por un proceso, más o menos costoso, de recogida de información, de elaboración de índices y criterios,…, para, finalmente y vía consenso, proceder a describir y seleccionar las competencias más adecuadas a cada entidad y perfil.

 

Competencias

 

Un claro ejemplo de lo que vengo comentando podrían ser el archiconocido “googliness” de una persona, conformado por una amalgama de competencias que, de manera transversal, son compartidas por todos los empleados de Google. No viene definido por el currículo, estudios o experiencia laboral sino que, más bien, lo que “pesa”, lo que tiene auténtico valor es el parecerse a las personas que ya trabajan en la compañía y con las que vas a compartir tareas. Flexibilidad, trabajo colaborativo, curiosidad, liderazgo, moverse en una cultura de autoservicio y, a veces, ambigua, entre otras, son las competencias que facilitan “encajar” en una organización como Google.

    En nuestro país se crea en 1986 (modificado posteriormente en 1997 y 2000) el Sistema Nacional de Cualificaciones, a fin de promover y desarrollar tanto las propuestas de integración de las ofertas de formación profesional, como la evaluación y acreditación de las competencias correspondientes. En 1999 fue creado el Instituto Nacional de las Cualificaciones (INCUAL) con la responsabilidad de definir y mantener actualizado el Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales y el correspondiente Catálogo Modular de Formación Profesional. En cuanto a la acreditación, si tienes experiencia laboral, pero ningún certificado que lo acredite, y/o formación, también sin acreditar, puedes inscribirte en una convocatoria (con sus correspondientes fases) y solicitar el reconocimiento de tu saber.

Con el concepto de competencia laboral un poco más claro y, para ir finalizando decir que, las competencias, por lo visto con anterioridad, han de traducirse en resultados efectivos vinculados al logro de unos objetivos específicos en una determinada organización, entidad o empresa, es decir, están directamente relacionadas con el desempeño de un determinado trabajador en un escenario laboral específico, echando mano de unos recursos determinados, bajo ciertas condiciones y buscando un determinado nivel de calidad en los resultados finales.

En la línea de lo anterior, y si estás inmerso en un proceso de búsqueda de empleo, te dejo distintos enlaces que, amén de ayudarte en la autoevaluación de competencias, también te acercarán a aspectos como: intereses profesionales, motivación, empleabilidad, factores piscosociales de ocupabilidad, … Recuerda que, comprender los distintos aspectos que entran en juego en un proceso de búsqueda activa de empleo, nos posiciona de manera favorable en nuestro caminar hacia nuestro(s) objetivo(s): así, ir entendiendo la pertinencia de ir “haciéndose” con las riendas de nuestro propio proceso y dominar las herramientas que habremos de utilizar (CV, marca personal, recomendaciones, networking,…), entre las que las competencias han ido adquiriendo una posición destacada, nos aportará ciertas garantías en nuestro tránsito.

Diccionario de Competencias Clave: en él encontrarás características personales relacionadas de forma causal con el éxito en un determinado lugar de trabajo. El Diccionario, facilitado por Barcelona Treball,  está compuesto por 21 competencias, las más valoradas en el mundo laboral actual. Cada una de las competencias está desglosada en 4 niveles de desarrollo.

 Cuestionario de factores psicosociales de ocupabilidad: para realizar una búsqueda de empleo eficaz, el Departamento de Orientación Laboral de la Fundación ICH ha diseñado y elaborado un Cuestionario cuyo fin es el análisis de las actitudes personales requeridas para el desempeño de un determinado puesto de trabajo. Estas actitudes o factores Psicosociales de Ocupabilidad van a estar presentes durante el proceso de búsqueda de empleo; y por lo tanto, condicionan la futura inserción laboral.

Evalúa tus competencias: el objetivo es descubrir tus potencialidades, ponerlas en valor y reforzarlas, a la vez que detectar aquellas otras que precisen de una atención especial para ponerlas en sus niveles deseables. (Fuente: quieroempleo.com -la red de empleo de las Cámaras de Comercio-).

Elige tu profesión: desde el Portal de Orientación Profesional de Castilla-La Mancha te muestran un listado de ocupaciones relacionadas con su correspondiente Cualificación Profesional para ayudarte a elegir o a progresar en la que ya tienes. Encontrarás: las funciones que se desempeñan; el tipo de empresas dónde se realiza; la formación que necesitas; datos sobre el mercado de trabajo

Test de empleabilidad: conoce tu nivel de empleabilidad y cómo mejorarlo a través de un test ofrecido por empleoytrabajo.org. El test de empleabilidad, aunque básico, te ayudará a detectar si hay alguna razón personal que puedas mejorar que te ayude a encontrar trabajo cuanto antes.

En qué puedes trabajar:  ofrecido por CIPE – Centro de Información y Promoción del Empleo de la UCLM.

Test de autopercepción de competencias profesionales: en este test de la Universidad Jaume I, se ofrecen una serie de coompetencias de las que hay que señalar cuáles consideras puntos fuertes y cuales oportunidades de mejora, basándote en tus apreciaciones y/o valoraciones manifestadas en tu ámbito profesional

Test del logro: ofrecido por PSICOACTIVA (mujerhoy.com). Las habilidades o competencias profesionales se están convirtiendo cada vez más en un factor determinante de los procesos de selección de las empresas. Con la realización de este test podrás evaluar si tus acciones se encaminan felizmente hacia el éxito profesional o todo lo contrario. ¿Tu forma de plantearte tu trabajo, tu entusiasmo y la capacidad de equilibrar tu mundo personal y familiar con tu mundo laboral, hacen de ti una persona triunfadora o perdedora?

Herramienta intercativa de autoevalueción de competencias : ofrecido por Fundación Surt, para mujeres que tienen acceso a puestos de trabajo de baja y media cualificación.

Test de autoevaluación: con preguntas sobre tus cualidades e intereses que te acercarán a aquellas profesiones en las que mejor encajas. Ofrecido por Itepasas Educastur -Consejería de Educación de Asturias.

Balance profesional (herramienta ofrecida por Porta 22, BCN Activa): ¿cuál es tu objetivo profesional? ¿Necesitas cambiar y reajustar tu trayectoria laboral? ¿Estás realmente preparado/a para hacerlo? Hacer un balance profesional te ayudará a definir con exactitud tu objetivo profesional e identificar posibles puntos débiles de tu perfil. De esta manera, te será más fácil iniciar caminos de mejora, aumentar tus opciones de encontrar trabajo y, así, conseguir tu objetivo profesional.

Intereses profesionales (herramienta ofrecida por Porta 22, BCN Activa): ¿Cuáles son tus campos de interés profesional? ¿Sabes de qué te gustaría trabajar? Identificar tus preferencias e intereses profesionales es un paso clave dentro de tu proceso de orientación profesional. Trabajar de aquello que más te guste contribuirá a tu bienestar y te permitirá ofrecer la máxima expresión de tu talento y potencial. En esta herramienta encontrarás las claves necesarias para descubrir tus intereses y relacionarlos con salidas profesionales reales y con perspectiva de futuro.

Competencias clave (herramienta ofrecida por Porta 22, BCN Activa): ¿Sabes cuáles son las competencias más demandadas en el actual mercado de trabajo? ¿Conoces tus competencias más destacadas? Las competencias clave son el valor añadido de todo/a profesional. En este apartado podrás descubrir qué buscan las empresas en los candidatos/as y si tienes el perfil adecuado para presentarte en un proceso de selección determinado. ¡Conoce tus competencias clave y toma consciencia de todo tu potencial!

Motivaciones hacia el trabajo (herramienta ofrecida por Porta 22, BCN Activa): ¿Sientes que encajas con tu trabajo? ¿Qué valoras más de una ocupación? ¿Te motiva el trabajo que realizas? La motivación hacia el trabajo es un ingrediente clave para el bienestar personal. En este apartado encontrarás las herramientas que te guiarán en el proceso de reflexión que te permitirá averiguar qué valoras en un trabajo y conseguir, de esta manera, el máximo grado posible de satisfacción profesional.

  • Las medidas del equilibrio: Ejemplos y testimonios reales de trabajadores y empresas que implementan medidas de conciliación para la vida laboral, personal y familiar.
  • Valores del trabajo: conoce cuáles son los valores del trabajo e identifica tus propios valores, a través de las situaciones que se proponen.

Vídeo sobre cuál es tu objetivo Profesional, ofrecido por  Foremcyl 

Vídeo sobre las habilidades sociales, ofrecido por Foremcyl 

Si eres estudiante y quieres ganar experiencia y visibilidad, anímate a resolver proyectos reales de empresas y organizaciones  entrando en la web de InhoursA través de retos puedes explorar cómo es el día a día de distintas profesiones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s